03.06.2021

Calefacción por piso radiante, cómo hacer el mantenimiento?

Calefacción por piso radiante, cómo hacer el mantenimiento?

Revisiones y controles para mantener el calor parejo
y evitar perdida de eficiencia y mayores costos.

La calefacción por piso radiante es el sistema de calefacción más elegida en la nueva arquitectura, siendo el sistema con calor parejo y el que más se parece al calor natural y genera la mayor sensación de confort en el hogar.

Sin embargo para que su funcionamiento sea el óptimo la instalación debe estar realizada por profesionales técnicos, que previamente realicen un estudio térmico, un diseño de la instalación a realizar y el dimensionamiento de los materiales a utilizar. 

Un piso radiante bien realizado y dimensionado, aportara el mayor confort en el hogar, logrando una climatización optima.

Para evitar posibles problemas en la calefacción por piso radiante, es necesario realizar limpieza y mantenimiento, que debería ser revisado cada dos años, con el fin de controlar la calidad del agua dentro de las instalaciones y realizar una inspección visual que nos permita detectar cualquier posible problema que pueda repararse con rapidez, y con poca inversión, en caso de ser detectado a tiempo.

Esto lo que se llama mantenimiento preventivo y evita a futuro reparaciones más importantes

Purgar el piso radiante
Con este procedimiento lograremos que el interior de las serpentinas el agua pueda circular sin estancamientos.
Lo primero que debemos comprobar es si nuestro colector cuente con purgadores automáticos o manuales. De ser así, bastaría con abrirlos para que se realice la purga.
Pero también puede ocurrir que nuestro sistema solo cuente con purgadores manuales. En caso de que tengamos que purgar manualmente, las instalaciones de suelo radiante cuentan con unas válvulas o llaves que debemos girar para dejar que salga el aire poco a poco.

Revisión de los caudalímetros
Verificar de que la distribución del agua está equilibrada en cada zona.A través de un caudalímetro, podremos repartir el caudal de agua uniformemente en la zona en cuestión que estemos calentando.

Regulación de los circuitos
Verificación del caudal de agua por el circuito de tuberías de manera uniforme e independiente, de manera que puedan detectarse pequeñas obstrucciones en algún punto del mismo.

Control de lodos
Por último, dentro del mantenimiento del suelo radiante, debemos comprobar la instalación de la calefacción y la posible formación de lodos. Este tipo de revisiones deben ser indicadas por el profesional que se encargue de la instalación

Vaciado del circuito, limpieza de conductos con agua a presión y uso de aditivos para desincrustar y prevenir formaciones.

Con este tipo de mantenimiento del suelo radiante lograremos que la temperatura que tenemos en toda la vivienda sea la adecuada. 

Revisiones y periodicidad
Tanto el mantenimiento como la limpieza del suelo radiante deben hacerse con regularidad. Durante cada temporada habrá que regular los parámetros del sistema de calefacción. Gracias a ello podremos optimizar la marcha y asegurarnos de que funciona a un alto rendimiento.

Con esto  logramos mejorar de la eficiencia que ofrece el sistema de piso radiante.
El fabricante y el instalador serán quién deban darnos las indicaciones pertinentes para el mantenimiento la limpieza del mismo.

 

Si estás interesado en que un técnico verifique tu instalación
Busca el instalador profesional más cercano a tu zona en nuestro DIRECTORIO

volver